Hermosos Paisajes.com

Paisajes Nevados

Paisajes nevados

Los paisajes nevados tienen como principal característica el frió causadas por la nieve estos son mas comunes y principalmente se encuentran en toda la parte norte de nuestro planeta tierra, estas imágenes de paisajes nevados son realmente hermosos, las cuales inspiraron e inspiran a miles de artistas. Naturalmente nosotros estamos acostumbrados a los paisaje nevados, representados por los paisajes navideños ya que es indispensable en una imagen navideña la nieve.

la nieve con elemento natural causa emisiones profundas que no son fáciles de explicar. pero si te encontraste en uno de estos paisajes con nieve me entenderás, y sabrás la belleza que `puede llegar a ser. la nieve que formas estos paisajes nevados también también nos divierte mucho e inspira deportes extremos. aquí te dejamos con paisajes nevados muy bonitos.

Paisajes nevados invernales en el arte occidental.

La representación de los paisajes nevados invernales en el arte occidental comienza en el siglo XV. Paisajes invernales y nevados no se ven en la pintura europea temprana ya que la mayoría de los temas eran religiosos. Los pintores evitaban los paisajes en general por la misma razón. Las primeras representaciones de nieve comenzaron a ocurrir en los siglos XV y XVI. las pinturas que muestran la nieve como tema son en su mayoría paisajes , incluso si algunas de estas obras involucran paisajes religiosos o incluso de fantasía . La mayoría de estos paisajes con nieve o invernales en la historia del arte son plein-air Representaciones de escenas de invierno, utilizando la calidad de la luz gris de invierno para crear la atmósfera especial de invierno. La representación de la nieve en Europa es esencialmente un tema del norte de Europa.

Imágenes de Paisajes Nevados

Las fotos e imágenes de paisajes con nieve o paisajes nevados comúnmente llamados es un tipo de paisaje principalmente conformado por la blanca nieve. aquí te dejamos algunas de la fotos de paisajes nevados mas hermosas del mundo.

paisajes nevados de noche

Entre el renacimiento y la víspera del romanticismo

Los primeros pintores europeos en general no representaban la nieve, ya que la mayoría de sus pinturas eran de temas religiosos. Las primeras representaciones artísticas de la nieve llegaron en los siglos XV y XVI. Debido a que las nevadas frecuentes son parte del invierno en los países del norte de Europa, la representación de la nieve en Europa comenzó primero en los países del norte de Europa. 

Desde principios del siglo XV, las escenas invernales habían sido representadas por artistas en partes de grandes obras escultóricas en iglesias e incluso en menor escala en escrituras devocionales privadas como el libro de horas , una colección devocional de textos, oraciones y salmos . Estos eran a menudo manuscritos iluminados , como Labores de los meses , un ciclo de doce pinturas que ilustraban la vida social, las tareas agrícolas, el clima y el paisaje para cada mes del año. Enero y febrero se mostraban típicamente nevados, al igual que febrero en el famoso ciclo de Les Très Riches Heures du duc de Berry, ilustrado 1412-1416. Algunas escenas nevadas también aparecen en un conjunto de frescos de principios del siglo XIV creados por el Maestro Wenceslao para el Palacio Episcopal en Trento, que muestran a personas lanzándose bolas de nieve, y en un detalle de los Efectos del Buen Gobierno de Ambrogio Lorenzetti en La ciudad y el campo (1337-39).  En ese momento, los paisajes aún no se habían desarrollado como un género en el arte, lo que explica la escasez de escenas invernales en la pintura medieval. La nieve no estaba representada en el arte, excepto en los casos en que tenía un contexto, como en los meses de invierno de los calendarios.

Durante el Renacimiento temprano del Norte y aún más durante la Edad de Oro holandesa en el siglo XVII, el interés por la pintura de paisajes fue en aumento. Se dijo que el invierno de 1564–1565 era el más largo y severo durante más de cien años: el comienzo de un período frío en el norte de Europa, ahora llamado la Pequeña Edad de Hielo . Durante los siguientes 150 años, los inviernos del norte de Europa fueron comparativamente nevosos y duros. Los fracasos de los cultivos, las fuertes nevadas y los glaciares que avanzaban y que consumían los pastos y pueblos alpinos hicieron que esta era una época sombría para los campesinos europeos.

Fue a principios del frío invierno de 1565 cuando Bruegel creó Los cazadores en la nieve , considerado como el primer verdadero paisaje de pintura invernal. Era parte de una serie que ilustraba los meses, algo temáticamente similar a los libros de horas flamencos tradicionales (por ejemplo, el Très Riches Heures du Duc de Berry ). Además de los Cazadoresnevados (diciembre-enero), incluía The Harvesters (agosto). Los cazadoresrepresenta la vida de la aldea en un entorno flamenco nevado, mostrando no solo a cazadores con picas caminando con sus perros en busca de caza, sino también a aldeanos reunidos alrededor de un fuego, estanques congelados con patinadores y casas e iglesias en la distancia, todo en un contexto de fantasía de montañas cubiertas de nieve. La serie fue encargada en 1565 por un patrón rico en Amberes, Niclaes Jonghelinck . Las pinturas del artista flamenco Pieter Bruegel el Viejo estaban en mayor escala que las pinturas de calendario; midieron aproximadamente tres pies por cinco pies (0.9 por 1.5 metros). 

Bruegel continuó representando la nieve en sus pinturas. Creó la primera escena de la natividad que incluía la nieve, la Adoración de los Magos en un paisaje invernal , que también es la pintura más antigua conocida para representar la nieve que cae. También comenzó una moda para la pintura de invierno de Holanda . La popularidad de los paisajes en los Países Bajos fue en parte un reflejo de la virtual desaparición de la pintura religiosa en una sociedad ahora protestante (calvinista), que prefería temas no religiosos como la naturaleza muerta , la pintura de género y la pintura de paisaje. La tradición de pintar paisajes continuó hasta el siglo XIX y se convirtió en el paisaje romántico. Entre 1780 y 1820, después de la moda inicial en el siglo XVI para los paisajes invernales de los Países Bajos, los temas invernales vuelven a ser populares. Sin embargo, esta vez los paisajes de invierno se volvieron populares por derecho propio, ya que el comienzo del movimiento romántico creó un nuevo interés en el paisaje. Este nuevo interés, combinado con el declive de la pintura religiosa en los siglos XVIII y XIX en toda Europa, dio a la pintura de paisajes por sí misma, no solo como telón de fondo de una escena o un escenario, un lugar mucho más grande y prestigioso en el siglo XIX. Arte centenario que había tenido antes. 

Pintura romántica de paisaje

Más tarde, después de un período relativamente cálido que coincidió con el final de la Edad de Oro holandesa del siglo XVII , el clima europeo volvió a enfriarse, dirigiéndose a un canal cuyo punto más bajo fue en la segunda década del siglo XIX. En 1809, una serie de grandes erupciones volcánicas anunciaron la llegada de un período particularmente frío cuando las nubes de ceniza bloquearon parcialmente el sol. La década de 1810 a 1819 fue la más fría de Inglaterra desde el siglo XVII. En 1812, el Grande Armée francés se vio obligado a retirarse de Moscú por el avance del invierno, conocido por los rusos como el general Snow. Estos eventos climáticos jugaron un papel importante en el desarrollo de un nuevo género artístico, el paisaje invernal. 

A finales del siglo XVIII, el creciente movimiento romántico intensificó el interés por la pintura de paisajes, incluidos los paisajes de invierno. Los practicantes incluían al artista alemán Caspar David Friedrich , quien representaba paisajes remotos y salvajes. Caspar David Friedrich fue un romántico pintor de paisajes, y fue uno de los primeros artistas en retratar los paisajes invernales como austeros, prohibitivos y desolados. Sus escenas de invierno son solemnes e inmóviles. A menudo se pintan de aire plein., con el artista utilizando la delgada luz gris del invierno para crear una atmósfera adecuada e ilustrar el efecto de la luz reflejada en la nieve. Según el historiador de arte Hermann Beenken, Friedrich pintó escenas de invierno en las que “ningún hombre ha puesto su pie”. Aunque se basaba en la observación directa, sus paisajes no reproducían la naturaleza, sino que estaban pintados para crear un efecto dramático, utilizando la naturaleza como un espejo de las emociones humanas. Su objetivo era una reunión con el yo espiritual a través de la contemplación de la naturaleza, paralela a la validación del Romanticismo de emociones intensas como la aprensión, el miedo, el horror, el terror y la admiración. Awe en particular – experimentado al enfrentar la sublimidad De naturaleza indómita y sus cualidades pintorescas, atrajo el interés de Friedrich, como se ve en sus retratos idealizados de costas, bosques y montañas escarpadas. Friedrich creó la noción de un paisaje lleno de sentimientos románticos: die romantische Stimmungslandschaft . Sus obras detallan una amplia gama de características geográficas, y utilizó el paisaje como una expresión del misticismo religioso . 

Junto con otros pintores románticos, Friedrich ayudó a posicionar la pintura de paisajes como un género importante dentro del arte occidental. Su estilo influyó en su contemporáneo, el noruego Johan Christian Dahl (1788–1857) y, más tarde, Arnold Böcklin (1827–1901) y muchos pintores rusos, en particular, Arkhip Kuindzhi (c. 1842–1910) e Ivan Shishkin (1832– 98). 

El trabajo de la Escuela de Düsseldorf del siglo XVIII se caracteriza por paisajes finamente detallados pero todavía fantásticos, que a menudo representan historias religiosas o alegóricas. Los principales miembros de la Escuela de Düsseldorf defendían la pintura de aire común y solían usar una paleta de colores relativamente apagados y apagados. La Escuela de Düsseldorf surgió y formó parte del movimiento romántico alemán . Entre los miembros destacados de la Escuela de Düsselorf se encontraban Friedrich Wilhelm Schadow , Rudolf Koller , Karl Friedrich Lessing , Johann Wilhelm Schirmer , Andreas Achenbach , Hans Fredrik Gude ,Oswald Achenbach y Adolf Schrödter . 

 

La iglesia de los icebergs por Frederic Edwin , (1861), Dallas Museum of Art

Los pintores franceses tardaron más en desarrollar la pintura de paisajes, pero desde aproximadamente la década de 1830, Jean-Baptiste-Camille Corot y otros artistas de la Escuela Barbizon establecieron una tradición paisajística francesa que en el siglo XIX se convertiría en la más influyente de Europa.

A menudo se asume que la pintura de plein-air comenzó con los impresionistas del siglo XIX , pero en realidad ya era común a fines del siglo XVIII cuando los miembros de la Escuela de Pintores de Paisajes Americanos del Río Hudson ya pintaban al aire libre. Frederic Edwin Church , una figura central en la Escuela del Río Hudson , fue conocido por pintar grandes paisajes que vio durante sus viajes al Ártico, Centro y Sudamérica. 

La pintura al aire libre, en su sentido más estricto, es la práctica de pintar cuadros de paisajes al aire libre; más libremente, el logro de una impresión intensa del aire libre (francés: plein air) en una pintura de paisaje. Hasta la época de los pintores de la escuela de Barbizon en la Francia de mediados del siglo XIX, era una práctica normal realizar bocetos de temas de paisajes al aire libre y producir pinturas terminadas en el estudio. Parte de esto era una cuestión de conveniencia. 

Paisajes Nevados
Califica este articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Right Menu Icon